Buscador 
Spanish
Ingles
Niebla > La Ciudad > Monumentos > Curiosidades
Curiosidades

MONEDA ROMANA ACUÑADA EN NIEBLA

En la época romana Niebla (Ilipla), estuvo autorizada para acuñar moneda (aún se conservan algunas entre los vecinos de la ciudad). Dichas monedas presentan el tamaño de un “As” de los mejores tiempos de la República Romana.

En el anverso, se puede ver un jinete con lanza corriendo y debajo el signo numérico A y una media luna. En el reverso, aparecen dos espigas y , en medio de estas, la palabra Ilipla. Con la forma de la “P”, Antonio Delgado las fecha en el siglo II a.C, al ser semejantes a la que usaron los romanos en este periodo.

LÁPIDA SEPULCRAL

“TERRENVM. CORPUS, COELESTIS. SPIRITVS. IN. ME. QVO REPETENTE. SEDEM. NVNC. VIVIMVS. ILLIC. ET. FRVITVR. SVPERIS. AETERNA. IN. LYCE FABATVS. IVLIA. MARCELA. A. CLODIO. FABATO. MARITO”.

Esta inscripción está grabada en una urna cineraria. Según A. Fernández Guerra, el carácter de la letra es del tiempo de Pomiciano, idéntico al de las tablas de Málaga y de genuina e indiscutible antigüedad. La urna esta fechada en el siglo II a.C y la explicación que A. Fernández da es la siguiente: “ Muerto en Niebla Fabato y colocada su urna cineraria en un panteón familiar, alguna persona de su familia pudo sacar y recoger las cenizas en ricos paños y llevarlas a Rignano, donde se produjo la inscripción que debió haber en la tapa de la urna sepulcral y los versos grabados en el frente de ésta”. “ El cipo de Rignano comprende la memoria sepulcral puesta a Fabato por Marcela, su mujer. Y juntamente los versos, que hoy sólo ostenta la urna cineraria de Niebla, sin separación de puntos ni de vocablo”.

En relación con esta lápida, hay que anotar la curiosidad siguiente: parece ser que en el archivo de Simancas existe un pergamino en el que el Decurión Clodio Fabato daba cuenta a su esposa Julia Marcela de un suceso acaecido en el Gólgota coincidiendo la descripción de tal suceso con la muerte de Jesús. Por otra parte, el historiador Eusebio, de los tiempos del Emperador Constantino, dice en su “Historia eclesiástica” que un soldado romano de Ilipla, Decurión de las legiones romanas en Judea, fue testigo de la muerte y pasión de Jesucristo.

La urna fue hallada “Entre los sillares que refuerzan la esquina del sur, a una altura de cerca de 3 metros, en la que fue mezquita árabe en el siglo IX, transformada en iglesia de San Miguel durante el siglo XIII. Todas las apariencias son de que la piedra se colocó en este sitio durante la construcción de la mezquita y no posteriormente”.

Tamaño de letra Grande
Tamaño de letra Normal
Tamaño de letra Pequeña
Resolución mínima de 800x600 © 2004 - Derechos Reservados
Conformidad World Wide Web Consortium CSS, WAI-A y Section 508
Made with CSSCSSAAA